Transportes:

Los transportes son medios a través de los cuales se llevan a cavo desplazamientos de personas o de materiales. En el ámbito turístico, los transportes se clasifican en transportes públicos y transportes de carácter privado.
Los transportes privados son aquellos que pertenecen particularmente a las personas que lo han adquirido. Y, siempre que cumplan la normativa del departamento general de tráfico, pueden circular i desplazarse por donde sea necesario. En los transportes privados, el mantenimiento del vehículo y el consumo de combustible es responsabilidad del propietario al igual que los costes que estén relacionados con él.
Los transportes públicos son vehículos que se emplean para desplazar de un lugar a otro aquellas personas que los deseen. En la mayoría de los transportes públicos es necesario comprar un billete o tique que permite entrar en el vehículo, como los autobuses, trenes, etc. y realizar el trayecto. Además, la mayoría de este tipo de transportes tienen capacidad limitada para transportar personas sentadas o bien acomodadas con lo cual en muchas ocasiones se realiza el trayecto de pie y se comparte el espacio con el resto de las personas. Existen también otros tipos de transportes, como el taxi, que el espacio es más pequeño y el numero de personas que viajan en él es mucho más limitado pero pueden realizar el trayecto sentadas o bien acomodadas.
Otra característica de los transportes públicos es el hecho que, excepto en el caso del taxi, tienen una trayectoria geográfica específicamente trazada y pueden ir realizando paradas (también especificadas) en medio del trayecto con lo cual no siempre se puede iniciar y acabar el trayecto en el lugar más cómodo o adecuado. En el caso de los taxis, aunque no siempre se puedan encontrar en el lugar en el que se encuentra, si que pueden finalizar el trayecto en el sitio más indicado para el cliente.
Por lo que se refiere a los precios, éstos pueden variar considerablemente dependiendo del tipo de transporte con el que se viaje, la distancia a recorrer, el horario, la fecha y depende también del tipo de billete que se adquiera. En muchos casos, las compañías ofrecen a los usuarios de los transportes, varios tipos de billetes con los que pueden realizar sus trayectos, en muchos casos se trata de “bonos”, bono tren, bono bus, etc. que permiten realizar varios trayectos rebajando sus precios y hacendosos más económicos.

Ventajas Transportes: El transporte público ofrece la ventaja que no requiere un tipo de pasajero en concreto ya que, normalmente, pueden viajar personas de todas las edades y no necesitan ningún tipo de documentación específica para viajar. Por otro lado, los trayectos en transporte público pueden ser más cómodos y prácticos en los casos en los que el tráfico es muy denso y conducir se hace más difícil como en el caso de las grandes ciudades.

Desventajas Transportes: En muchos transportes es necesario compartir el espacio con más gente lo cual puede suponer un obstáculo para aquellas personas que necesitan acomodarse o que lleven un equipaje considerable. Por otro lado, algunos transporte públicos tienen sus estaciones o paradas en lugares poco accesibles lo cual dificulta el hecho de poder llegar a ellos.